48. Para imprimir cuestionario

Por favor, matricúlate en curso antes de realizar este cuestionario.
  1. _estido  con ropas nuevas y caras,
    • -¡Ay Dorotea, no sabes cuánto me he  a_epentido
      • -¡Dorotea! -empezó a gritar-,  ¿qu_  es lo que te pasa?
        • -dijo el recién llegado nada más apearse del  ca_allo.
          • -Señor ventero,  ¿_ay  posada?
            • a_rió  los ojos de par en par
              • al  _er  a la dama desfallecida,
                • Al _egar  junto a su antigua amada,
                  • Al final, entre el cura y el_arbero
                    • co_pensase  la pérdida del vino,
                      • como si hubiera visto un  _ngel  del cielo.
                        • confiando en que el gasto del  _iajero
                          • Cuando Dorotea oyó aquella_oz,
                            • de la maldad que te _ice!
                              • Don Fernando encuentra a Dorotea
                                • don Fernando la tomó en sus _razos  y le dijo:
                                  • el caballero al que Dorotea  busca_a
                                    • El ventero salió a  reci_irlo  con muy buen ánimo,
                                      • En el resto de la tarde lo les sucedi_
                                        • En eso, el  ca_allero  entró en la venta y,
                                          • la llegada de un nuevo  _uésped.
                                            • lanzó un_ondo  suspiro que le salió del fondo del alma
                                              • lograron acostar  _a  don Quijote,
                                                • nada que mere_ca la pena contar,
                                                  • pagarían sin regatear lo que  _aliesen  los cueros rotos.
                                                    • para casarme contigo  seg_n  te prometí.
                                                      • pero a eso del anochecer se  o_eron  en el camino
                                                        • por los pueblos y caminos de _ndalucía  y de la Mancha.
                                                          • propias de un _ombre  rico y alto linaje.
                                                            • que _evo  mucho tiempo buscándote
                                                              • que se quedó dormido en un  santiam_n,
                                                                • se quedó más _lanca  que la cera,
                                                                  • unos cascos de ca_allo  que anunciaban
                                                                    • Vuel_e  en ti y perdóname
                                                                      • y cayó  desma_ada  al suelo.
                                                                        • Y es que el recién llegado no era otro que don _ernando,
                                                                          • y luego apaciguaron al  _entero  prometiéndole que le
                                                                            • y se encontró con un  caba_ero  alto y apuesto,
                                                                              Volver a: 48. Para imprimir
                                                                              >